... cada kilómetro un mar de felicidad, cada entorno un referente para los sentidos, y cada persona, el puto mundo.



No Siempre Cara al Sol, Agosto 2012


Desconfianza hacia aquellos que toman el nombre de España en vano. De aquellos que hacen de todo un país su particular feudo donde partir y repartir a sus anchas sin importarles el resto. De aquellos que son incapaces de claudicar arropados por una arrogancia experta en negar sus excesos y en encriptar su enfermiza ignorancia. De la mala fe y la maldad gratuitas. De aquellos que no paran de hablar más que de sus putos ombligos, sin ni siquiera pararse a pensar que coño es lo que están diciendo. De las doctrinas invasoras y sus rebaños de adeptos sin opción al debate. De la deslealtad y el miedo. De la cobardía.
Lástima que el sol solo nos de en la cara a aquellos que intentamos disfrutar del día a día, de la familia, de los amigos, de compartir y sonreir, de ayudar y respetar, de ser honestos y correctos, de equivocarse y pedir perdón, de vivir. Por ello, y para todos los de antes, solo un deseo: poneros cara al sol por un momento, y que vuestra dura y gran jeta se os vaya tostando lentamente hasta conseguir que los buitres den buena cuenta y mejor provecho...  

A otra cosa, que para eso estamos. Luce el sol y la jornada es entretenida. Un agradable pero calidamente infernal paseo es el escogido en esta ocasión, Sierra de Francia y aledaños.

Fantástica carretera la N-110, su poco tráfico y buen firme te permite disfrutar apretando y trazando. Al final del tramo la localidad de Piedrahita y su singular puerta de bienvenida...


... y después, más y mejor. Mis más sinceras felicitaciones a esos maravillosos encinares que comienzan a aflorar en el paisaje, la silueta del cerdo ibérico planea por los alrededores ja, ja.


Con la mente puesta en un jugoso y tierno bocata de lomo ibérico, me adentro en las lindes de Villar de Corneja donde alardean de buena Ruta...

... en Navalmorales no se precisa de variante alguna...

... y Puente del Congosto bien merece un alto. Además de su Puente medieval destaca el Castillo de los Dávila del siglo XIII, testigo del paso del Emperador Carlos V hacia su retiro en Yuste, entre otros.

Desde el actual puente de la carretera sobre el río Tormes, se divisa el casco antiguo incluyendo el Castillo y un antiguo templo gótico del siglo XVI, la Iglesia de la Asunción.

Del sol ardiente y batallador próximos a Santibáñez de Béjar...

... a paisajes quemados, la otra cara de la ruta, negra y tosca.

Miranda del Castañar es adoptada y mimada en plena sierra.

Adentrarse en la localidad resulta un viaje al pasado. Su Castillo del siglo XII y reconstuído en el XIV por los Zúñiga...

... se sitúa frente al antiguo coso taurino de planta cuadrada del siglo XVI, y suntuoso Patio de Armas.

Las cuatro puertas de acceso al recinto amurallado de la ciudad aún permanecen en pie. Es desde la de San Ginés por donde se accede al interior de su casco viejo.

Allí se suceden un sin fin de callejuelas, a cual más empinada...

... antiguas casonas con bonitos voladizos en madera, adaptadas a los nuevos usos...

... y hasta una sórdida Cárcel del siglo XVI. Reconvertida en tienda de recuerdos para el forastero, comparte protagonismo con la Torre Campanario de la iglesia.

Pasear por sus calles requiere de mucha atención y observación...

... en cualquier fachada se esconde un blasón, un portón de poderosa imagen o una antigua inscripción de enigmática simbología que nos hablan del pasado más lejano.

Balconeras de ilustre presencia...

... y de vuelta por San Ginés con la Casa Consistorial al fondo.

Localidades como Cepeda y sus comarcales...

... Sotoserrano y sus montañas...

... son mis singulares introductores, la mirada, mi eterno usurpador.

Tanta información llega a atolondrar al más agudo de los sentidos...

... pero es una sensación fugaz, efímera, en seguida aprietas el puño y sientes que lo que llevas en la entrepierna te hace volar a la bella realidad. La mente se aclara y el disco duro se resetea, la memoria, como en sus mejores tiempos ja, ja.

Ríomalo de Abajo y Rebollosa son la antesala de Las Batuecas...

... un solitario y centenario alcornocal desnudo la evidencia de lo natural...

... un intrépido motorista la evidencia de lo anormal o paranormal, ja, ja.

En Las Mestas una breve incursión en la comarca cacereña de Las Hurdes, y al rebufo...

... la vuelta más compartida... A RODAR PENDEJOS!.

15 comentarios:

correcaminos dijo...

demoledora introduccion tio, pero estoi de acuerdo , ruta fantastica buenas tierras estas donde se rueda bien pero se come i bebe mejor , saludos i a disfrutar

Slow Rider dijo...

Grande amigo¡¡
Keep on riding¡¡
Impresionante la foto de primer plano con el reflejo en las gafas ;)
V´ss

destrodelto en moto dijo...

Gran cronica de España a tus pies.

Un saludol

Freebird dijo...

Correcaminos, tam demoledora como la gentuza que nos ha de guiar por caminos oscuros y sin linterna!. Menos mal que siempre nos queda la carretera ;-)... Un saludo.

Slow, ja, ja sabía que te molaría!... en un solo gesto todos los elementos con los que disfrutamos ;-)... Un saludo.

Destrodelto, gracias tron! y como cantaba el bueno Rosendo, locos por incordiar! ja, ja... Un saludo.

Juan Antonio dijo...

Hermoso recorrido por tierras de mis progenitores que bien conozco. En Agoto me escapé unos días por ahí, para rodar y disfrutar de la compañía familiar, la buena mesa y la carretera. A pesar de estar por las Batuecas, tu crónica y sentimiento se aleja y mucho, de las batuecas. Un saludo.

Freebird dijo...

Cierto Juan Antonio, más bien aledaños de Las Batuecas ;-)... me alegro que disfrutaras de tan grata compañia, y a la próxima moto y crónica :-)...

Un saludo.

Paco dijo...


Que grande eres Tron.

No hay quien te supere.

La entrada de 10, el resto, otro 10

JLO dijo...

que buena la mezcla de andar en moto y la fotografía, dos de mis cosas preferidas para hacer en mi vida...

abrazo grande y espero tu comentario para mi último post a ver si estás de acuerdo o de si podes aportarme algo como motoquero... salu2

Diarios de una Bultaco dijo...

Que buena salida te has marcado por tierras salmantinas.

Veo las rutas que tienes en el blog y menudas kilometradas le has metido a la máquina. Te tendrá miedo cuando te acercas...

A ver si las puedo leer con calma.
Ssludos,

Freebird dijo...

Paco, muchas gracias por tus apreciaciones ;-)... Un saludo.

JLO, bienvenido a esta parada y fonda. Espero que la disfrutes y te acerques si viajar un poco se trata ;-)... Un saludo.

Diarios, ja, ja, que va todo lo contrario, siempre quiere más, si es que... gracias por tu visita, ya sabes donde serás siempre bien recibido ;-)... Un saludo.

paulamule dijo...

Aquí estoy pero que no me vea nadie, que ando desaparecida.
Me ha gustado tu introducción, sobre todo lo de repartir a sus anchas sin importarles el resto.

Por otra parte, veo que los años no pasan por ti o será el casco que no me deja ver el bosque. Ja, ja, ja. Bonito viaje, sobre todo las antiguas casonas de "nuevo uso".

Salud bro.

Freebird dijo...

ja, ja, desaparecida?, no, un tanto inactiva, nada más... por lo demás, espero que hayas recargado las pilas que falta nos van a hacer... Un abrazo sister.

P.D.: te veré en Madrid con Nashville Pussy??

ROCKLAND dijo...

Una intro que no se anda por las ramas, ¡yes!
nosotros a lo nuestro qeu allí fuera está la cosa que arde, compañero!
Gran ruta, ¡como siempre! Me apetece hasta viajarnuevamente y guiarme por tus entradas, je,je.

Saludos.

paulamule dijo...

Claro Rockland, sólo nos falta na "nena" de Freebird y a rodarrrrrr.

Y no Free, no iré a Nashville Pussy a la capi. La última vez que los vi, Ryter acabó por subirme al escenario porque una manada de testosterona me empujaba y peligraba mi integridad. Me quedé en una esquina y me dio tanto corte que casi ni me movía. Eso sí, fue muy interesante ver los toros desde la barrera.
Salud bro.

Freebird dijo...

Rockland, si es que está todo de pena, dan ganas de tirar de la cadena y que desaparezca toda la mierda, en fin... Un saludo.

Sister, ni de coña!!, la nena en casa ja, ja... pero Rockland tiene toda la razón, viajar malditos! ja, ja... pues nada, le daré a Ryter recuerdos de tus partes... Un abrazo.